¿Por que Peregrinamos?

MANCOMUNIDAD DE LA AMERIKUA INDÍGENA SOLAR
SOBERANA ORDEN SOLAR DE CHICHAN  ITZAAB  

PEREGRINOS DEL NUEVO SOL 
PEREGRINANDO POR LA RUTA SAGRADA DE AMERIKUA 
Maestro Luis M. Balandrán 

 Un Peregrino es un Buscador Espiritual que se mueve de un lugar a otro, en busca de una respuesta a sus inquietudes,  a sus inquietudes espirituales. Tiene que moverse hacia otros lugares. Un peregrino espiritual es el que recorre, en este caso América,  Amerikua,  para lograr  la conexión con los Centros Magnéticos, los Centros Ceremoniales, los Centros Sagrados y armonizarse con la naturaleza. 

 Participar en  un Peregrinaje, en las Ceremonias,  potencializa  la conexión con la naturaleza o con el plano espiritual. Yo le llamo Peregrinos del Nuevo Sol, pues a partir del 13 BAKTUN, el 21 de diciembre del 2012, hay una nueva frecuencia solar, una nueva emanación de energía, un nacimiento, un amanecer.  Energía que desciende desde los confines del universo, de  nuestra galaxia y de nuestra estrella, el sol, por eso nos llamamos Peregrinos del Nuevo Sol.  

 Hay que Peregrinar por la Ruta Sagrada de Amerikua, para despertar estas fuerzas dormidas, estos centros de alta energía que transforman al ser humano, limpian su sistema, sus canales de energía, fortalecen su campo áurico,  sanan su alma,  y expanden su mente. Despiertan hacia un mundo diferente.  La mente se expande, y lo que no comprendía uno antes, lo comprende ahora, se hace la luz. El que vive cerca de estos lugares, pues es más afectado. Toda esta energía  se mueve a lo largo de la Columna Vertebral de América, por esta columna vertebral circula el Líquido Cerebro Espinal del Planeta. Es una energía en una dimensión muy sutil que alimenta y estimula la evolución planetaria.  

También estimula a la naturaleza para que se renueve, para que cree formas nuevas de vida, nuevas especies, en fin, más refinadas cada vez. Y al ser humano lo impulsa hacia su ascensión, hacia el quinto reino universal, el reino de los cielos, el reino del supra humano. Es un impulso para la evolución planetaria. Por eso tenemos que peregrinar por la Ruta Sagrada de Amerikua.   

Si hay otros centros magnéticos en otros continentes, lugares de peregrinación, pero no con la misma concentración de esta energía como la hay en Amerikua, en esta Nueva Edad. Porque aquí ahora, estamos asistiendo al despertar de los Chakras Planetarios en la  columna vertebral de la tierra. Por esa columna viene esa corriente, abriendo, despertando, brotando conciencias, y el nacimiento de la nueva raza, de una nueva civilización, de una nueva forma de vida, donde predomina  el espíritu. La supremacía del espíritu, la compasión universal, el servicio desinteresado por la humanidad, el entregarse a un Ideal. Entonces al peregrinar por la Ruta Sagrada, contribuimos al despertar. Viene el descenso de la Energía Cósmica, desciende la Serpiente Cósmica.  

Y por otro lado asciende la energía Telúrica. Es la energía Telúrica y la energía Cósmica, el abrazo del cielo y la tierra. Se abraza el cielo y la tierra. Es un abrazo cósmico. Pero en medio tiene que estar alguien ahí; en medio tenemos que estar nosotros. Somos puentes, somos hilos de luz entre lo cósmico y lo terrestre. El ser humano tiene que unir el cielo y la tierra, entonces en ese peregrinar, ayudas o contribuyes a esa unión, a ese abrazo cósmico. No podemos estar nosotros pasivos, apáticos, displicentes, presenciando como pasa esta corriente, esta energía,  este despertar de los Chakras Terrestres. Tenemos que participar conscientemente, activamente, con entusiasmo, inspiración y alegría.  Lo bueno es que tenemos un conocimiento, un estado de conciencia, un camino recorrido. Tenemos que intervenir de forma sencilla, humilde, respetuosa, peregrinar con devoción, prestar nuestra luz para que se perpetúe ese abrazo del cielo y de la tierra.   

Cuando Peregrinamos Espiritualmente se nos presentan pruebas. No es así nada más, todo fácil, no, en el camino hay obstáculos, limitaciones, desafíos.  

Las pruebas están relacionadas con los cuatro elementos.  

La primera prueba, es la prueba de tierra. Es la primera prueba que tenemos que vencer. 

La prueba de tierra, es llegar al lugar, estar presente en el sitio de reunión.   

Se nos dijo, que hay que estar en esta fecha, y nosotros movemos el cielo y la tierra para estar presentes en ese lugar Sagrado, en esa Ceremonia, en la reunión por la supremacía del espíritu, por el despertar de la humanidad, por el servicio y amor hacía la humanidad.  

Uno puede decir, “No, es que no tengo dinero, no me alcanza, no puedo ir.” Ya la prueba de tierra lo venció. O puede decir, “No, es que no me dieron permiso, no es que aquí me voy a ocupar en mi negocio.” “Es que la  familia, mi comodidad, es mucho gasto, tengo otros planes, mi coche nuevo, mis vacaciones”. Hay muchas cosas que pueden pasar. 

Antiguamente, la prueba de tierra era dificilísima. Tenías que caminar cientos de kilómetros o miles. Desplazándote de un lugar a otro y había muchos peligros, te podían asaltar, te podían robar, te podían matar, sin embargo, el que tenía esa voluntad firme, férrea, ése arrancaba y llegaba cruzando desiertos, valles, mares. Ahora no es tan difícil, el que vence la prueba de tierra, ese día llegó, ahí está presente.    

Después viene la prueba de agua. La prueba de agua tiene varias cosas muy interesantes.  

Primero es la purificación, y debe empezar desde antes del peregrinar.  La prueba de agua es una purificación que tiene que suceder, una limpieza exterior e interior, un sanar el Alma Humana. Esa se hace con agua. Siempre debe de haber un lugar con agua: un rio, una laguna, un mar, un cenote. Y en forma ritual se hace la purificación, una ablución, una limpieza, una limpieza del corazón, del alma.  

También es el dominio del sentimentalismo, no caer en el  sentimentalismo, que no se exacerben los sentimientos, que haya sentimientos armónicos, refinados, elevados. No ser susceptible por las situaciones, enfrentarlas con altura espiritual. Y en la prueba del agua está el no quejarse, mantenerse sereno y no estar quejándose, se tiene que dominar, si no, entonces perdiste. No pasaste la prueba de agua.  

Asistes a un peregrinaje y lo que sucede ahí es para ti una lección.  

Que no alcanzaste una buena comida ese día, no te quejes, porque eso vino del cielo.  Te toco una cama dura, no alcanzaste el postre, fuiste el último que se te atendió. En un  Peregrinaje todo viene de los Planos Superiores. El ejemplo lo dio el AVATAR CELESTE de la Nueva Edad, al estar 17 meses en Venezuela, nunca se quejo. Siendo un ALTO DIGNATARIO de la HERMANDAD BLANCA.  Si hay alguna falla, acude inmediatamente a informar de lo sucedido para así corregirlo y no se convierta en una bola de nieve. 

El Agua tiene que ver con la relación afectiva, que no se deforme, tranquilo, es bien importante. Que haya amistad, buena relación, que haya buenos afectos, buenos sentimientos, que no  haya pasiones descontroladas.  

Luego viene la prueba de fuego. Son las conexiones en las Ceremonias, no debes estar distraído. Tienes que estar entregado en la Ceremonia,  vivir el presente, en lo ritual, en las charlas, en la  enseñanza, esa es la parte ceremonial. Y también en las ceremonias de fuego, porque hay ceremonias con fuego, la fogata sagrada, la ceremonia de fuego, del Tojil, o la Ceremonia Maya.  Cualquier tipo de ceremonia no importa cuál sea, hay que estar ahí entregado, participar con esta conexión, ser el puente. En la hora de la comida, ahí estas comiendo, en la hora de estar dormido, ahí estas en la cama dormido, pero en la hora de la ceremonia 

Estas sin distracciones. Recuerden somos puentes, somos hilos de luz entre lo Cósmico y lo Terrestre.  

Encender el fuego en el corazón, abrir tu corazón para permitir que se llene de entusiasmo, inspiración, alegría. Abrir el chakra del Corazón que despierta el amor inconmensurable, el amor sin medida, el amor universal. Que arda el triple fuego en el Corazón, que sea un corazón radiante, transformado por la Luz del Espíritu.   

La prueba de aire tiene  su relación con la comunicación; la buena comunicación entre todos. No importa que seamos de diferentes tradiciones, todos somos hermanos y amigos. La buena comunicación, de corazón a corazón. Y también es: los cantos, los mantras, la enseñanza oral.  

La prueba de aire es el aliento vital, estar consciente de ese trabajo vital. Y tu mente que este limpia, tener la mente limpia, abrir la mente hacia los planos Divinos, no estar pensando en cosas extrañas en la ceremonia, o en el peregrinaje. Es difícil, pero si se puede. Si vences eso, o si logras conectarte bien y todo, venciste la prueba de tierra, de agua, de fuego y de aire.   

Y todavía viene el éter, el éter lumínico, la luz omniabarcante, el Plano Divino. Y como venciste las cuatro pruebas, te conectas con el Mundo Divino, con el Mundo del Espiritual, se abre este plano, recibes algo, un alimento, el Mana de los cielos. Te sientes muy diferente, recibiste algo muy sutil, muy hermoso, algo que viene de los planos divinos. Entonces cumpliste con las reglas del Peregrino.  

Cuando vas a estos sitios sagrados, como peregrino, no vas solo, tu eres el representante de tu familia, tu cargas algo de la familia, y lo estas llevando para allá.  También representas a  tu comunidad. Eres su representante, aunque no te des cuenta. 

Eres el representante y llegas a peregrinar. Debes ser responsable.  En  el peregrinaje te purificas, te limpias, haces la conexión. Pero eso, no solo es para ti, sino es para tu familia, tu comunidad. Cuando regresas, eso que tú adquiriste, también, lo vas a compartir con tu familia, con tus hijos, tus nietos, tus vecinos. Entonces tú estas ayudando a tu familia, a tu pueblo, a  los que no fueron. Reciben una purificación a través de ti. Y después cuando regresas los imantas y lo compartes. Algo del Karma se aligera, se redime, tu karma individual, familiar, comunal. Mejoras tu Destino, tu Caminar se hace más ligero. 

Energéticamente hablando, espiritualmente, eso pasa en los Peregrinajes. Los peregrinajes son muy importantes, son parte de esta Nueva Edad. Se van a ir haciendo por toda la Era que durará más de 2,500 años. Teotihuacán por ejemplo,  es un centro de Alta Energía. Es un centro magnético a nivel planetario, y ahí irán asistiendo peregrinos de todo el planeta, como también a otros  muchos lugares, en el norte como en el sur, a otros Centros Ceremoniales dentro de la RUTA SAGARDA DE AMERIKÚA.  

Esta la zona maya y Chichan Itzab, Gran Centro Magnético Planetario en el norte 

Por eso el pensamiento Maya, Sujuy Tukul. 

Tukul  es pensamiento, es el pensar, la mente. 

Sujuy es lo limpio, lo inmaculado, lo puro. Es la mente  pura, la mente iluminada, la mente despierta.  

Es el Yoga Maya, la mente pura y despierta. No pensar mal de nadie, no desear mal a nadie, estar siempre con la mente abierta.  

Entonces, los Peregrinajes por la Ruta Sagrada de Amerikua, ya se iniciaron y van a seguir. Nadie los puede parar y es para 2,500 años. Por eso ustedes traten de hacer el esfuerzo de participar en los peregrinajes, y hacer conciencia con otras personas, divulgando, difundiendo, compartiendo, despertando, que se conviertan en Peregrinos del Nuevo Sol, transitando la Ruta Sagrada de Amerikua.  

Dice el M. Sublime Maestre Dr. De la Ferriere,

Todos los verdaderos Iniciados, los que han alcanzado la verdadera ciencia,  captaron sus conocimientos en el curso de sus constantes peregrinaciones, pero estas peregrinaciones deben acompañarse de un trayecto interno.

 No solo exterior, Se trabaja la parte interna y la parte externa. 

Hay algo adentro que cambia, que se transforma, que despierta. Al ir peregrinando vamos despertando a una nueva vida, a un nuevo estado. Un peregrinaje te puede sanar, el alma, una pena se desvaneció, una obsesión, una tara. Un peregrinaje es liberador, pero tienes que tener la actitud del PEREGRINO ESPIRITUAL. 

REGLAMENTO DE PARTICIPACIÓN PARA LOS PEREGRINOS  

Este es un Evento de Gran Trascendencia Espiritual con la participación de Acción por la Unidad Mundial, la Soberana Orden Solar de Chichán Itzaab,  la Mancomunidad de la América Indígena Solar,  El Consejo de Ancianos Mayas de Yucatán, La Academia de Cultura y  Lengua Maya y otras Organizaciones, razón por que pedimos a todos y cada uno de los Peregrinos a respetar el presente Reglamento:  

  • Los Peregrinos deben observar y respetar las normas y horarios dispuestos para cada una de las actividades. 
  • La Coordinación General del Peregrinaje no podrán cubrir los gastos ni responder por los inconvenientes derivados del retraso o inobservancia de los tiempos y condiciones estipulados. 
  • Recomendamos llevar consigo sus documentos de identidad e identificadores de participación en forma permanente y entregarlos a la Coordinación del Evento cuando les sean solicitados. 
  • Recomendamos el uso de ropa adecuada para cada actividad y si sufrieran alguna enfermedad o situación especial durante este evento sugerimos se comunique a la Coordinación del Peregrinaje. 
  • Los gastos extras en los que cada peregrino incurra no serán asumidos por los organizadores bajo ningún concepto. 
  • Por la característica del trabajo interno, se mantendrá una dieta ovo-lacto-vegetariana o vegana. No se permitirá el consumo de bebidas alcohólicas, drogas y toxinas de cualquier tipo, así como el uso y transporte de armas. 
  • Se mantendrá actitudes positivas, de amabilidad, solidaridad, optimismo, respeto  y compañerismo; que permitan buenas relaciones interpersonales. 
  • Mantener la compostura personal, evitando actitudes hostiles, agresivas, pesimistas, egoístas o el uso de vocabulario soez que  interfieran con el objetivo del Peregrinaje.  
  • Mantener el orden y la compostura personal 
  • Desechar los residuos sólidos (basura) en  los espacios destinados para ello. 
  • Conservar, cuidar y mantener los objetos/espacios que estarán a nuestra disposición en los lugares sagrados o comunitarios que se pongan a  disposición nuestra.